De ser una carrera de barrio a una de las más convocantes maratones de Argentina

¿Se imaginan una carrera en la que tras cruzar la meta no tengan una medalla para darle al finisher por olvido de los organizadores? O el pasar por el kilómetro 32 de una maratón y en vez de agua fría recibir soda caliente como hidratación…

Estas son situaciones que suenan inverosímiles, como también llegar al punto de «bajar» la carrera por falta de recursos o problemas organizativos. Parece una historia de Fontanarrosa, pero lejos de ello, es algo que pasaba hace tan sólo unos pocos años en la Maratón de Mar del Plata.

Con 30 ediciones hechas, la competencia pasó años de zozobra, para hoy mostrar su mejor cara.

De Toribio Gutiérrez, el primer ganador de los 42k, a Ulises Sanguinetti, el último, el circuito y la organización atravesaron una infinidad de cambios.

Se pasó de una distancia de largada y llegada de más de 7 kilómetros a concentrar todo en un mismo punto, para facilidad de los corredores, con 14 puestos de hidratación, con más de cien mil bebidas isotónicas y aguas, 15 mil frutas y casi 10 mil geles en el recorrido para abastecer a los corredores, un circuito que transita los principales lugares de la ciudad, o 576 mil pesos en premios, entre otros aspectos.

Lo cierto es que estos cambios fueron de la mano de la Asociación de Atletismo Marplatense, con los entrenadores Leo Malgor y Daniel Díaz, que trabajan en silencio pero terminan siendo los impulsores de grandes cambios, y el trabajo del EMDER, contando con un circuito certificado por la IAAF.

Además, fue determinante el arribo de Rody Giordano y Sportsfacilities, aportando servicios para los corredores, la marca New Balance incluyéndola como parte del calendario de carreras, Juanse tocando en vivo antes de la largada y la conducción de Marita Peralta y el actor Daniel Campomenosi.

A la hora de hablar de atletas de elite, muchos con presentaciones olímpicas, se destacan «Marita» Peralta, Vivi Chávez, Eulalio Muñoz, Joaquín Arbe, Ulises Sanguinetti, el uruguayo Nicolás Cuestas, las hermanas Flor y Mariana Borelli, Luis Molina, Mariano Mastromarino, Belén Casetta, Daiana Ocampo, Diego Lacamoire, Sofía Luna, Flor Estévez, Karina Neipán o Nadia Rodríguez son algunos de los nombres que participaron de alguna de las ediciones.

Hace unos días, más de 10 mil runners eligieron «La Feliz» como destino para correr. Más de 50 mil personas aprovecharon el fin de semana largo en Argentina y colmaron las plazas hoteleras, restaurantes y playas para disfrutar de unos días de descanso…o para correr.

Así fue como una carrera con muchos años, pero que estaba más cerca de cancelarse, se transformó en un mega-evento social y deportivo, de los más importantes de la Argentina.

Fotos: Fotorun

Source link