La Guardia Civil multa a quince ciclistas por ir por el monte

La Guardia Civil de Elche multó el pasado fin de semana a más de quince ciclistas por transitar en sendas en el monte que según las fuerzas públicas eran ilegales. Según apuntan desde el periódico Información, los agentes del Seprona se colocaron entre las zonas del Camí de Salades y Santa Anna, dos zonas muy cercanas a Elche y por las que es habitual ver a ciclistas entrenando.

De un tiempo a esta parte la Guardia Civil en el Levante se ha puesto muy dura con todo lo relacionado con el ciclismo. No en vano, hace unas semanas nos hacíamos eco de la multa recibida por un triatleta que tuvo que ser trasladado en ambulancia tras sufrir un accidente. Y el año pasado, de las multas impuestas por el helicóptero de la Guardia Civil.

En lo concerniente a las sanciones de este fin de semana, la legislación de la Comunidad Valenciana no permite el uso de caminos por monte que no estén señalizados para prácticas deportistas, aunque hasta el momento eran laxos en la aplicación de la normativa.

De hecho, en otras comunidades todavía se permite el uso de este tipo de sendas, que son utilizadas por ciclistas de montaña, dado su caracter técnico y más divertido que los caminos amplios. No obstante, en cualquier momento, viendo el cariz tomado en el Levante español, hay que comenzar a ser más cuidadosos y cumplir con la normativa. A partir de ahora ya sabéis: recomendable para todos aquellos que suelen realizar estas rutas, que observen la legislación de su región para evitar posibles sanciones.

Sanciones de entre cien y mil euros

De cara a terminar con estas prácticas, este fin de semana los agentes del Seprona, el área de la Guardia Civil encargado de medio ambiente, se colocaron en una de las áreas más transitadas, llegando a sancionar, como comentábamos al principio, hasta a quince ciclistas.

Según especifica la normativa el paso de los ciclistas por parajes naturales solo están permitidos en caminos donde quepa un vehículo y en senderos oficiales y señalizados. Estos además tienen que estar autorizados para la práctica deportiva, como señala la normativa de la Comunidad Valenciana «queda prohibida la circulación de todo tipo de vehiculos campo a través, esto es, fuera de las pistas y sendas forestales«.

La Guardia Civil explicó que «el paso de deportistas en bicicleta o andando por sendas ilegales va en contra de la conservación de la flora y la fauna de los parajes naturales«.

Fuente

X