Los peligros de correr sin incorporar las calorías suficientes

Un concepto básico que todas las personas que practiquen deporte deben saber es que calorías es igual a energía. Dicho de otra manera: cuando se consumen calorías es para que el cuerpo tenga el combustible necesario para quemar y, por lo tanto, se convierta en energía.

Claro está que la pérdida de peso está relacionada con las calorías que entran y salen de nuestro cuerpo, y aunque no es tan simple, es cierto que cuando se tiene un exceso de calorías se almacena como grasa. Pero también hay que tener en cuenta que cuando se tiene un déficit de calorías los efectos negativos pueden causar estragos en el rendimiento.

Para hablar en concreto, los hombres más activos podrán consumir hasta 3.000 calorías al día, y las mujeres 2.400. Y en cuanto a cómo incorporarlas, hay que decir que los carbohidratos son la fuente de energía preferida por nuestro cuerpo, ya que son las más fáciles de convertir.

Cuando comemos alimentos ricos en carbohidratos, la mayoría se convierte en glucosa, que es la principal fuente de energía mientras se corre.

Sin embargo, si consumimos carbohidratos y no los usamos se almacenan fácilmente como glucógeno en el hígado y en los músculos.

Por lo que al hacer ejercicio durante mucho tiempo y no tener la glucosa suficiente, el cuerpo empieza a descomponer el glucógeno en glucosa. Así, el cuerpo obtendrá energía de la grasa o incluso de las proteínas musculares. En ese caso, lo que hace es literalmente descomponer los músculos, disminuyendo de esa forma la masa muscular magra general.

Por otro lado está la proteína, que es en realidad una fuente de energía relativamente ineficiente, porque es más difícil de descomponer en comparación con otros macronutrientes, por lo que es el último recurso que utiliza el cuerpo durante el ejercicio prolongado.

En resumen, y para terminar con el concepto más importante en cuanto a la nutrición, si el cerebro no tiene una fuente sostenida de glucosa, apaga el cuerpo, y es por eso por lo que básicamente se experimenta una fuerte fatiga. Porque si bien no es que falta combustible exactamente -ya que todavía hay grasa corporal-, el problema es el no poder usar el combustible que tiene la grasa de manera eficiente.

La idea principal, claro, es que el consumo de calorías de cada persona este apoyado en un estilo de vida saludable. Está bien querer perder peso, y se sabe que correr es la mejor forma y la más accesible para hacerlo, pero siempre debe estar acompañado de una buena nutrición, para no sacrificar el rendimiento ni, especialmente, sufrir consecuencias graves

Source link

X