Los principios básicos de las calorías

No son pocas las personas a las que les interesa saber cuántas calorías están quemando al realizar una actividad. Pero la mayoría de ellas no sabe cómo calcularlas, a pesar de no ser tan difícil hacerlo.

Y también es necesario saber algunas cosas respecto a este tema. Lo primero es que una caloría es, en términos simples, una unidad de energía. Y el cuerpo usa calorías para todos los procesos, desde mantener los corazones latiendo a correr a máxima velocidad.

¿Cómo se obtiene? De lo que comemos. Hay nueve en cada gramo de grasa y cuatro en cada gramo de proteínas y carbohidratos.

Las que no se utilizan se almacenan en las células grasas, que es la forma en la que el cuerpo conserva la energía para cuando la necesita, pero estas calorías pueden quemarse con el ejercicio. Algunos números para tener en cuenta es que una mujer, cuando anda en bicicleta, quema entre 2.000 y 2.400 calorías diarias.

Y un hombre, entre 2.200 y 2.700. Si bien puede parecer un número alto hay que tener en cuenta que también incorporamos una gran cantidad de calorías con el azúcar del café, los aderezos para la ensalada, la cerveza o el queso, por nombrar algunos de los productos más habituales en una dieta promedio.

La conclusión más básica que se puede sacar es que, para perder peso, hay que entrenar más y comer menos.

Pero ese es sólo un principio básico: también es importante considerar la fuente de calorías que se está usando.

Los tres macronutrientes (grasa, carbohidratos y proteínas) tienen diferentes papeles en nuestro metabolismo, y se necesitan ciertas proporciones de cada uno dependiendo del nivel de actividad.

La clave es buscar alimentos de calidad y equilibrados, y usar las calorías como guía para controlar las proporciones.

Otro buen consejo es el de incluir frutas y vegetales en el menú, ya que es una buena forma de eliminar azúcares añadidos, grasas y calorías, y como esos alimentos suelen tener más fibra que los procesados también nos sentiremos más lleno.

Por último, hay que saber que todo el mundo tiene una tasa metabólica basal (TMB), que es la cantidad mínima de calorías necesarias para mantener el cuerpo en funcionamiento. Para las mujeres sedentarias, es de unas 1.400 diarias. Y para los hombres, 1.800. Pero no hay que dejar de lado la palabra clave: sedentaria.

Cualquier actividad adicional, desde una vuelta a la manzana hasta una carrera en bicicleta de cinco horas, aumentará la demanda calórica del cuerpo. Y no sólo mientras se hace ejercicio: las calorías ayudan a mantenerse alimentado antes y después, es decir, durante la etapa de la recuperación física

Source link

X