Los alemanes ya tienen autopistas de 4 metros de ancho para bicis y 40 kms de longitud

Si las autopistas alemanas o Autobahn son ya mundialmente conocidas entre los amantes de los coches y la velocidad porque entre un 25 y un 50% de ellas no tienen límite de velocidad, ahora dan un paso más allá en tema de movilidad y llevan el concepto de Autobahn a la bici. Convencidos de que el modelo actual de un coche por persona no es viable en las actuales ciudades, se han puesto manos a la obra para intentar dar una solución. Pero una solución de verdad, y no las que vemos a diario en muchas ciudades españolas que consisten en pintar un carril de rojo o de verde por mitad del tráfico de vehículos con un límite de velocidad de 30 km/h. Carriles estrechos, a menudo sin mucha inversión en cuanto a materiales que tras el primer invierno de lluvias, está cuarteado de principio a fin. Carriles sumamente estrechos y peligrosos donde se da prioridad en cruces e intersecciones a vehículos motor.

Un carril bici de 40 Kms entre Frankfurt y Darmstadt

Aunque nuestra realidad sea otra, cabe pensar que algún día estaremos cerca de nuestros amigos los alemanes, que acaban de inaugurar una verdadera autopista para ciclistas. Se trata de un nuevo carril bici de 40 kilómetros que une las ciudades de Frankfurt y Darmstadt, un carril pensado para dar prioridad siempre al ciclista. Tiene una anchura media de cuatro metros, lo que permite circular con seguridad en ambos sentidos e incluso adelantar, siempre que no venga un ciclista en sentido contrario.

Además de contar con señalización horizontal y vertical (cedas el paso, stops, zonas de frenado, semáforos cuando son necesarios…), los alemanes han ido más allá y han añadido otro tipo de elementos que resultan de gran utilidad cuando eres usuario habitual de bici.  El carril bici, además de estar iluminado, cuenta con farolas que aprovechan la energía solar y poseen un sensor de movimiento para que se iluminen solo en caso de que se aproximen ciclistas. De forma que durante la noche, donde el tráfico disminuye drásticamente, ahorran energía.

También cuenta con papeleras específicas para ciclistas, es decir, papeleras que facilitan encestar cuando tiras algo desde la bici en movimiento sin necesidad de pararse. Para ello poseen una abertura más ancha e inclinadas unos grados frente a las normales.

Otro de los elementos de gran utilidad es el de pensar en zonas de mantenimiento de la bici. Una especie de área de descanso junto al carril cubierta que cuenta con todo tipo de herramienta básica para ajustar y hacer un mantenimiento rápido de la bici.

Incluso han pensando en unos soportes o agarraderas para poder parar sin tocar el suelo en zonas de cruce e intersecciones, lo que facilita el arrancar una vez has parado del todo. Como siempre, mejor ver que leer.

 

Fuente

X